sábado, 12 de agosto de 2017

Altea


Hola corazones! Cuanto tiempo sin pasarme por el blog... ya os echaba de menos.
Que tendrá este pueblo de la costa blanca que siempre visito todos los veranos y es que Altea enamora.
 Por sus casas blancas, porque está a los pies de la montaña, por su playa con barquitas marineras, por su mirador, por sus aguas azules, o por la cantidad de sitios dónde comer una buena paella.
Esta vez comimos en La Capella, muy recomendable.
Os dejo alguna fotos, aunque no demuestren todo lo bonita que es.
Un besito.














































                                Vestido (Mango).
                                Bolso (Carlota&Co).
                                Sandalias (Polinetmoi).